Loading images...

Seminario internacional “La feminización de los flujos migratorios andinos. Desafíos pendientes”. Primer día: el protagonismo de las mujeres.

 

De los 3.196 millones de dólares en remesas que ingresaron a los países andinos en 2010, la mayoría fueron aportados por mujeres. Este fue uno de los datos recogidos en las investigaciones de Abriendo Mundos que fueron presentados en el seminario “La feminización de los flujos migratorios andinos. Desafíos pendientes”. Un dato resaltado en el primer día del evento, que se centró en el protagonismo de las mujeres migrantes.

En su intervención  de bienvenida, el encargado de Negocios de la Delegación de la UE para Ecuador, Peter Schwaiger, hizo hincapié en que la migración es una fuente de riqueza y desarrollo, y destacó que uno de los desafíos de la UE es la apertura del mercado de trabajo para las mujeres para alcanzar el 75% de empleo hacia 2020. Asimismo, manifestó que una de las prioridades de la agenda europea en materia migratoria es la integración de los y las  migrantes a través del idioma, la educación, los sistemas de salud y sociales y la participación política.

Tras la palabras de Schwaiger, Mónica Corona, coordinadora de Abriendo Mundos explicó los objetivos y resultados alcanzados por el proyecto  y Ana María Arteaga presentó la investigación de buenas prácticas en migración femenina andina, destacando que las mujeres ya no migran en calidad de acompañantes sino que lo hacen solas, que las migraciones de las mujeres mayoritariamente son proyectos familiares, que son más vulnerables que los hombres a la hora de migrar.

Gardenia Chávez, Coordinadora del Programa Andino de Derechos Humanos de la Universidad Andina Simón Bolívar de Ecuador, abordó el tema de la movilidad humana y el protagonismo de las mujeres, con énfasis en la necesidad de analizar esta realidad desde un enfoque de género y de derechos, y no desde una visión de seguridad nacional.

Janine Anderson, docente e investigadora de la Pontificia Universidad Católica de Perú expuso sobre el fenómeno de las cadenas globales de cuidado, en donde destacó que esas migrantes que trabajan en el sector de los cuidados en los países de destino, constituyen “un nuevo producto no tradicional de exportación”.

Por su parte, para Zinnia Quirós, de Intermón Oxfam, de España, el sistema migratorio global actual en ese país, lejos de fomentar que la migración sea regular, favorece la irregularidad lo que genera una precariedad y una vulneración sistemática de los derechos de las migrantes.
Quirós señaló que la crisis económica ha empeorado esta realidad, la que ha incrementado la precariedad y la explotación laboral de las migrantes, al tiempo que ha llevado a endurecer los controles de entrada de las mujeres y por tanto su acceso a empleos.

Al final de las presentaciones del primer día del seminario, Joanna García Grenzner, de la agencia de noticias La Independent, de Barcelona, analizó la imagen de la migración femenina en los medios, en donde destacó su invisibilización y su papel infravalorado y estereotipado: “El rol estrella de las mujeres que aparece en los medios es el de victima. En el caso de las mujeres del sur se asocia con las guerras, las catástrofes y la violencia, el rol de madre, el rol de ‘hija de’, ‘esposa de’ o ‘madre de’, y la idea del exotismo y la de mujer objeto sexual”, concluyó.

Los dos días de seminario buscan generar un debate sobre la invisibilización de la migración femenina andina, que contribuya al análisis de la composición de los flujos migratorios andinos y genere políticas que den cuenta de la especificidad de los intereses y necesidades de sus protagonistas desde una perspectiva de derechos.

Post a Comment